Blog

Chiesa di Orsanmichele, Firenze

En la Via dei Calzaiuoli, en un punto céntrico entre las piazzas della Repubblica, Signoria y el Duomo de Firenze, se encuentra una iglesia de aparencia poco usual. Se trata de la Chiesa di Orsanmichele, hoy día convertida en museo.

A diferencia de los templos que usualmente conocemos, esta iglesia tiene una estructuración rectangular de tres niveles. El interior de Orsanmichele está dividido en dos naves por medio de seis pilares cuadrados. Este espacio abovedado se encuentra entre los ejemplos más sobresalientes de la decoración de interiores de finales de la Edad Media en Firenze.

La Chiesa di Orsanmichele fue construida por Francesco Talenti, Neri di Fioravante, y Benci di Cione, originalmente como un mercado de granos. Entre los años 1380 y 1404 fue convertido en iglesia y usado como capilla por los más poderosos gremios de artesanos y comerciantes de Florencia. En la planta baja del edificio están los arcos del siglo XIII que originalmente formaron la logia del mercado. El segundo piso se dedicó a los oficios, mientras el tercero albergaba uno de los graneros municipales, mantenido en caso de hambrunas o estados de sitio.

A fines del siglo XIV se le ordenó a los gremios encargar estatuas de sus santos patronos para embellecer la fachada de la iglesia. Actualmente estas estatuas son réplicas de las originales, que en su mayoría se encuentran en el área del museo de la Iglesia. Las estatuas originales hechas por Donatello están ubicadas en otros museos de la ciudad.

Los arquitectos de la obra quisieron mantener algunos elementos para recordar el valor religioso. De esa forma se construyen 14 tabernáculos en la parte exterior de los pilares de los arcos de la galería o “loggia” de edificio.

Cabe señalar que los niveles superiores se mantuvieron como almacenes de Grano hasta el siglo XVII.

El nombre de “Orsanmichele” proviene del dialecto toscano que quiere decir «Huerto de San Miguel», ya que fue construida sobre el terreno donde se encontraba el huerto del desaparecido monasterio de San Miguel.

Deja una respuesta